Sóc conscient que sense la gent que em llegeix aquest bloc no tindria massa sentit, és per això que he decidit apropar-me una mica més a tots els que, de tant en tant, feu una ullada a les meves reflexions. Així doncs, deixo a la vostra disposició la direcció de correu electrònic del bloc: edurnezermoduz@hotmail.es, per si algú de vosaltres vol enviar-me qualsevol queixa, inquietud, aportació, opinió, etc. MOLTES GRÀCIES!

dimecres, 24 de març de 2010

Al final, todo estalló

Todo preparado. La rebeldía estaba servida. La rebeldía y las ganas de saltarse las reglas, que para algo están. Los ojos como platos para captar cada movimiento, cada gesto, cada indicio de provocación, de deseo carnal. Pocas palabras. Demasiado silencio para dos, pero las ganas de compartir ese banqueta tampoco les convencía demasiado. Rock’n’Roll del bueno, un escenario perfecto para un gran asalto, temperaturas altas, fruto de demasiado tiempo reprimiendo el deseo de pertenecerse el uno al otro. Y allí, sin introducción, sin permiso, empezó el baile del deseo, de los sueños que por fin se hacían realidad, de las ganas de comerse el uno al otro. Y en el solo de la guitarra todo subió de nivel. La batería marcaba el ritmo, quizás lento, quizás rápido, pero en los redobles nuestros protagonistas se volvían locos. Demasiadas ganes reprimidas, demasiado deseo censurado que al fin se libraba de las cadenas. Y entre besos, gemidos y envestidas parecía que todo lo que estaba a su alrededor formaba parte del paraíso. De ese paraíso en el que no te expulsaban por comer una manzana demasiado apetitosa como para dejarla morir en el árbol. Y se olvidaron de todo; de sus obligaciones, de sus promesas, de todo lo que en realidad formaba parte de su vida. No hablamos de amor, hablamos de sexo; de una atracción fatal que ha conducido a nuestros protagonistas a lo qué quizás ha sido un gran error. Les ha conducido a un encuentro esporádico, efímero, que les ha hecho felices unos instantes, aunque posiblemente después les cargue de mala conciencia. O quizás no, quizás no les pese la conciencia y, hablando claro, recuerden ese encuentro como el mejor polvo de su vida. Sea como sea, lo hecho, hecho está.

1 comentari:

  1. OMFG! pero que us pasa a tu i a la noj amb el sexo? esteu les dos amb les hormones revolucionades! ajajajaja

    tot bé edurne? :D

    ResponElimina