Sóc conscient que sense la gent que em llegeix aquest bloc no tindria massa sentit, és per això que he decidit apropar-me una mica més a tots els que, de tant en tant, feu una ullada a les meves reflexions. Així doncs, deixo a la vostra disposició la direcció de correu electrònic del bloc: edurnezermoduz@hotmail.es, per si algú de vosaltres vol enviar-me qualsevol queixa, inquietud, aportació, opinió, etc. MOLTES GRÀCIES!

dimecres, 10 de febrer de 2010

"No vale la pena… Tener un mundo dentro y no sacarlo pa’ fuera."

Algo ha explotado en mi interior. Algo que nunca pensé que explotaría. Ese algo que siempre había tenido el don de esconder, de disimular. Pero ha llegado quien ha creado el Caos en mi interior. Bajé la guardia. Cerré la puerta pero me olvidé de pasar la llave. Me enamoré sin saber ni como, ni cuando, ni porque.
Siempre presumo de ser esa roca indestructible. Ese telón de acero que solo cae ante los que consiguen hacerme sentir especial, o simplemente querida. Pero últimamente este telón de acero no es como antes. Duerme mal. Piensa demasiado. Habla poco. Ríe como siempre. No se arrepiente de nada de lo que siente. Pero, últimamente, su cabeza fabrica demasiadas preguntas que nadie sabe responder. Quizás no existan respuestas para dichas preguntas, o simplemente, quizás solo ese individuo que ha logrado desatar el Caos tiene la respuesta. Esa maldita respuesta.
El temor que siente es un punto importante a destacar. Tiene miedo de caer en un agujero negro, de no escuchar nunca más su voz, de notar que algo cambia, de no saber poner punto y final si algún día es necesario, de no saber reaccionar a la maldita respuesta, si algún día aparece. En resumen, tiene miedo de engancharse más y más a él, de fastidiarlo todo.
Pese a todo, este telón de acero es propicio al masoquismo. Se alía con facilidad a sus propias convicciones, empieza a entender que al final lo que cuenta es lo que uno decide, siente que de momento tiene fuerza, sabe que lo imposible existe, aunque también sabe que hay que luchar siempre. El sufrimiento existe, pero todo lo malo se olvida en medio de la felicidad. En fin, que a este telón de acero le da la gana seguir como ahora. Le da la gana ser feliz en medio de este huracán. Me da la gana desconectar de mi mundo exterior para alimentar mi mundo interior.

2 comentaris:

  1. Soñar no cuesta nada, sigue, tambien de sueños se vive; tu telón algún día abrirá un rsquicio para recibir sin prontos la primavera de tu vida

    Abrazos

    Leonor

    ResponElimina
  2. ¿Y cual es real? ¿El exterior o el interior?... ¿Seguro?...

    ResponElimina